“EN MI PRIMER DÍA DE TRABAJO ESTABA MUERTO DE MIEDO” por Ioana Bulmaga, Laura Morales y Víctor Gracia

El Director Rafael Martínez.

Rafael Martínez, director de nuestro centro, es un hombre activo, aficionado al deporte y responsable. Nació en un pueblo de Burgos y ha vivido gran cantidad de experiencias en sus viajes y trabajos.

La Voz del Elaios- Sabemos que usted es de un pueblo de Burgos, ¿le gustaría volver allí?

Rafael Martínez- Mi mujer y yo somos de un pueblo grande, casi como Huesca y tanto ella como yo hemos estado viajando. Ella estuvo en Bélgica, yo en Palencia, Burgos, Salmanca, Murcia… y nos juntamos en Madrid. Acabamos viviendo aquí, en Zaragoza, cuando a mi mujer le dieron trabajo aquí. Durante un tiempo nos planteamos volver, para tener a la familia cerca, pero mover dos trabajos era difícil. Además, nuestra hija es de aquí y dicen que los padres son de donde los hijos son.

LVE- ¿Del trabajo en Madrid que nos cuenta? ¿Qué tal su experiencia como pizzero?

RM- Trabajé de varias cosas en Madrid: montando cuadros en una galería de arte, como creativo en un periódico, repartiendo pizza, como encargado de una tienda… Cuando me presenté a las oposiciones, después de todas las situaciones que había vivido iba bastante tranquilo, la verdad, porque había vivido y visto varias cosas. Entre ellas atracos, problemas al contar la caja de la tienda… gracias a esto había adquirido experiencia y me ayudó a superar los exámenes. También me enseñó a no pedir nunca en el Telepizza, la organización de un negocio con varios contratos de diferentes horas y  diversidad de  trabajadores.

Los redactores: Laura Morales, Ioana Bulmaga y Victor Gracia entrevistando al Director

LVE- Viaja a menudo al extranjero,¿tiene familia allí?

RM- No, mi mujer estudió en Bélgica, hizo la carrera allí y vamos muchas veces. Además, nos gusta Francia. Ella se encarga de la parte francófona en sus trabajos y eso nos hace estar en contacto con ese país.

LVE- Usted va al instituto en bicicleta y se interesa por el deporte. ¿Qué hace para mantener esa rutina?

RM-  Juego al tenis, voy al gimnasio y corro, pero menos que antes. Mi trabajo lleva mucha dedicación, aunque mi reto actual es poder dedicar tiempo a mi familia y al mismo tiempo ser capaz de trabajar bien. El deporte nos permite estar todos juntos, y a día de hoy para mi es más importante que el cine o cómic.

LVE- ¿Cuál fue su primera impresión al acabar la carrera?

Rafael Martínez.

RM- Cuando la acabé tenía bastante claro que no iba a ser profesor. Para entonces había sido monitor de natación y de arte en escuelas municipales. Tras un par de años haciendo un posgrado, la crisis me llevó a interesarme  po la docencia; empezó a gustarme y nada más sacar las oposiciones en Murcia,  me puse a trabajar. Mi primer día no fue sencillo y estaba muerto de miedo. No sabía si organizaba bien las clases, porque lo sepáis o no, cuando una clase entera  te está mirando, impresiona. También había cosas en la educación que me gustaban, como cuando te encuentras con alumnos que no son como tú y que no tienes su modelo. Yo pienso en la gente que es como yo, pero hay que explicarlo de manera para que todos lo entiendan. Si eres capaz de motivar y enseñar a gente que no es como tú, entonces es cuando te sientes un profesor. Poco a poco llegué a tener esa sensación y luego ha habido momentos geniales en la educación, pero al principio, sobre todo, miedo.

LVE- Respecto al Elaios, ¿encuentra colaboración con el equipo directivo?

RM- Sí, cuando yo me presento a director, lo hago creyendo que las condiciones son buenas. Es un centro con buena tradición y con las cosas bien organizadas gracias a los directores y equipos directivos anteriores. Algunos de los que forman parte del equipo directivo actual ya tienen experiencia y me aprovecho de ello. Me abrigo de las experiencias y cuando me presenté, todos me aceptaron. En cuanto a los profesores, yo estoy muy contento. Hay mucha gente que tiene ganas de hacer cosas, que quieren trabajar.

LVE- ¿Y con los alumnos?

RM- Voy echando de menos el aula, ya que poco a poco voy conociendo menos a los chicos por las pocas horas de docencia. Por supuesto, si soy director es porque me gusta, pero echo de menos esa relación con vosotros que a veces resulta trabajosa y difícil, pero la esencia de mi trabajo es eso. Mi motivación es intentar establecer un ambiente cómodo y organizado.

Antonio Poves y Rafael Martínez en Grecia

LVE- ¿Qué le animó a apuntarse al viaje de Grecia?

RM- Creo que es una actividad muy chula, que organiza Antonio Poves desde hace muchos años y que conviene conocerla de cerca y cuidarla. También voy con la intención de ver cómo se planifica para darle continuidad. Me parece interesante que el viaje de estudios del Elaios no sea Benidorm o a las islas a beber. Antonio habla griego y lleva muchos años haciéndolo y es difícil estar a su altura.

 

LVE- El primer profesor que supo de su intención de ser director fue Antonio Poves, ¿mantiene una cierta amistad con él o es la relación laboral que se ha formado durante años?

RM- Tú puedes tener un compañero y tener una relación cordial. Con Antonio han sido muchos años juntos en el Departamento y pienso que cuadramos bien. Aunque tenemos opiniones diferentes, respetamos nuestras decisiones y acuerdos.

Rafael Martínez en la Gala de la Gola dando a conocer uno de los premios del concurso de microrrelatos.

LVE- Respecto a la política, ¿Qué opinión tiene en cuanto a la ley de Educación que ha causado tanta polémica?

RM- Esa ley está en cuestión y se está revisando por la situación política actual. El problema es que estamos empezando a funcionar sin seguridad ni estabilidad legislativa, ya que cada año es diferente, se tienen condiciones nuevas….

Es un desastre para los alumnos, porque es difícil darles una información que dura dos minutos. Estos cambios constantes creo que no son favorables, pienso que la situación es como un terremoto. Estáis viendo cambios cada dos por tres, buscando el camino para llegar a vuestro objetivo por encima de la ley. Lo que yo opino  es que lo que necesitamos es un pacto por la educación.

LVE- Y para finalizar, ¿qué le parece el proyecto del periódico? ¿Cree que alcanzaremos nuestro objetivo o no tiene muchas expectativas?

RM- Tengo muchas expectativas por vosotros, por las profesoras que lo llevan, y porque es un proyecto del centro que está apoyado y que tiene antecedentes de otros periódicos y revistas.

El proyecto es ambicioso ya que mezcla niveles, roles, y los interesados sois vosotros y los profesores. Sois la esencia y aprenderéis con el tiempo.

PARALIMPIADAS 2017 por Laura Morales

Alumnos del colegio Alborada y el IES Élaios

 

Los días 3 y 4 de abril de 2017 en el colegio  Alborada se llevaron a cabo una serie de actividades y juegos que recibieron el nombre de Paralimpiadas.

Hermanos mayores

En el transcurso de dos horas, los participantes tuvieron una comida saludable, deportes como el golf, petanca, carreras y baile que prepararon  los alumnos de Alborada, del colegio Río Ebro y de 4ºESO del Élaios para el gran baile final con una entrega de medallas.

Antes de empezar, se organizaron en grupos de colores (verde, rosa, azul, amarillo y azul),  a los que se les llamó “familias” y dentro de ellos, había hermanos, según la figura geométrica que tocaba.

“Es para enseñar que todos necesitamos de todos”.  Pedro, el director de La Alborada, en el discurso de apertura, habló sobre las discapacidades y cómo se siente al tener una. Los alumnos tuvieron que experimentar en primera persona la ceguera, estar en una silla de ruedas… y todo en compañía de los “hermanos”, quienes se ayudaban entre ellos a completar las pruebas.

ESTUDIAR EN FRANCÉS por Laura Morales

Nuestro instituto cuenta con un programa bilingüe de francés desde el curso 2015/2016, ¿Cómo se organiza? ¿Qué piensan los alumnos, padres y profesores? ¿Sirve como técnica de aprendizaje?

Dominar un segundo idioma es considerado lo mejor para el futuro profesional de los niños y adolescentes. El IES Élaios, como muchos otros centros, ofrece un programa bilingüe,  organizado por el departamento de Francés y otros profesores como Mª Ángeles Arroyo, de Matemáticas.

La RAE define bilingüe como “el uso habitual de dos lenguas en una región o por una misma persona”. Ese es el objetivo principal a conseguir al final de la educación de los estudiantes de este programa, de manera que tienen varias clases de francés a la semana,  además de contar con una asignatura de ciencias o letras que se dan en el idioma extranjero. En 1º ESO, la asignatura elegida es las Matemáticas; en 2º , Ciencias Sociales y en 3º, Tecnología.

‘Non à la violence contre les femmes’. Actividad del departamento de Francés

¿Cómo son las clases?

Son normales, como cualquier otra solo que en otro idioma. Los alumnos bilingües trabajan las cuatro disciplinas del idioma de forma más ambiciosa, esa podría ser la principal diferencia a destacar entre ellos y los no bilingües.

Las asignaturas

Los más jóvenes del instituto, los alumnos de 1ºESO, llegan con un nivel bueno de comprensión y expresión oral, además de mucho vocabulario y por ello escogen las matemáticas para comenzar con el programa. Es una modalidad más práctica, requiere un cierto dominio del idioma y exige menos en la redacción, que puede ser en lo que más fallen, y que se desarrolla a lo largo del curso.

En 2ºESO,  los alumnos continúan su aprendizaje con una asignatura más teórica donde tienen que entender y saber escribir en francés de una manera más estricta, porque las Ciencias Sociales en este curso se centra en la Historia.

Al curso que viene, podremos ver a los alumnos bilingües comenzar a cursar tecnología en francés, de nuevo una asignatura de ciencias.

En 4º se espera que sea una asignatura de letras, aún sin establecer.

Bilingüe-no bilingüe: diferencias

Podemos hablar de varios aspectos que difieren entre ambos programas. Para empezar, los bilingües tienen otra manera de ver el idioma. Estos ya han tenido varias experiencias y se sienten mucho más seguros y cómodos al estudiarlo. Claro está,  que los no bilingües estudian de forma diferente el idioma, pues no suelen tener ese grado de confianza al trabajarlo.

Como ya se ha mencionado antes, a los alumnos bilingües se les exige más, y los profesores son más ambiciosos al impartirlo, pues sus alumnos ya están familiarizados con el idioma y el nivel es diferente.

¿Qué piensan los profes que participan?

Lo ven como algo positivo, sobre todo porque aporta un plus al estudiante al salir del instituto con el conocimiento de un idioma aprendido a lo largo de los cursos con un nivel B1 alto, incluso B2.

Eso no quiere decir que los que no hacen un programa bilingüe no tengan oportunidad de conseguir dicho nivel en el idioma.

Le Coin Français, en el vestíbulo del instituto

¿Cómo ven el programa los padres y alumnos?

Lindando con el Élaios, tenemos el CEIP Río Ebro, también bilingüe en francés. Muchos de los alumnos de 1ºESO bilingüe provienen de este centro, aunque hay de otros muchos más. Como a todos los estudiantes (bilingües o no) ese paso cole-insti supone un cambio. Los padres consideran que es normal, como cualquier otro y notan la exigencia que se experimenta con la llegada al “colegio de los mayores”. El problema principal que los padres ven es  la gramática. Se pide un nivel que ellos no tienen y aunque escuchan y entienden muy bien, la redacción y la gramática es una modalidad que no dominan.

Por otro lado, los alumnos dicen estar acostumbrados al francés y se defienden como pueden; saben que en el instituto la dificultad es mayor.

Nieves Lozano, la Jefa de Departamento de Francés explica que  la gramática se aprende a lo largo del curso a partir de lo que ya saben.  Para algunos alumnos,  el estudio de la gramática, igual en francés que en español, presenta una dificultad y requiere un esfuerzo que no es realizado suficientemente , y  por tanto las notas pueden bajar de manera considerable. 

Otros padres confiesan sentir la necesidad de sacar a sus hijos del programa bilingüe si sus hijos se sintieran más cómodos estudiando el francés al margen, pues les obliga a tener un nivel alto al que cuesta llegar.

Para finalizar una pequeña parte de lo que podría hablarse del bilingüismo, habría que mencionar el tema de la finalidad, ¿es un método efectivo para aprender el idioma? El bilingüismo está teniendo un boom en estos últimos años,  y muchas escuelas ofrecen la opción de estudiar en un idioma extranjero. Eso puede traducirse en que es mucho mejor, una manera más eficaz de aprender un idioma y en un futuro, con un exitoso beneficio. ¿Pero de verdad es así? Algunos comentan que pueden aprender lo mismo o más sin una educación bilingüe. Existen casos de grupos de estudiantes de un nivel avanzado de bilingüe que se presentan a un examen de evaluación de nivel y es la persona no bilingüe quien demuestra tener más conocimientos sobre el idioma. Por supuesto, todo depende del alumno: su facilidad con el idioma, su motivación…

LA CLAVE ES ASUMIR QUE LA SEXUALIDAD ES ALGO REAL por Laura Morales

Estefanía Sáez Sesma

Estefanía Sáez Sesma es una sexóloga, diplomada en Educación Sexual que trabaja para Amaltea, un centro especializado en Sexología. A finales de febrero estuvo dando unas charlas en el instituto, para que el alumnado adquiriese unos conceptos básicos acerca de la sexualidad.

La Voz del Elaios- Usted trabaja para Amaltea, un centro especializado en Sexología, y que imparte una serie de charlas a los alumnos, ¿no es cierto? ¿A qué cursos en concreto?

Estefanía Sáez Sesma–  En función  de las necesidades que cada centro nos plantea, tratamos de adaptar y contextualizar el programa. En el caso del vuestro, trabajábamos en 2º de la ESO y, este año, por primera vez,  en 2º de Bachiller. En la ESO se hace lo propio del Programa Afectivo Sexual, mientras que en 2º de Bachiller estamos trabajando un programa  al que  llamamos Construyendo Relaciones Saludables,  que se ocupa del trato y de evitar las malas relaciones y la violencia.

LVE-¿Qué nos puede decir de esas charlas en concreto?

ESS– En 2º de la ESO, como arranque, lo primero es asumir el momento evolutivo que tienen estos chicos y chicas en estas edades. La realidad, las dudas e inquietudes que pueden surgir en este momento de la adolescencia y contextualizarlo con su realidad personal. La idea es ampliar sus conceptos de sexualidad, dar modelos amplios de chicos y chicas: que entiendan que no hay una buena manera de ser chico o chica, ni de tener una sola relación; que hay tantas personalidades como personas y,  por lo tanto, tantas sexualidades como sexos. También, que se sientan acogidos y que sea un espacio de reflexión.

Con 2º  de bachiller,  como evolutivamente están en otra situación, utilizamos una metodología interactiva.  Les vamos presentando casos y ellos aportan diferentes alternativas de solución que tienen que ver con sentimientos, como estar enamorados y también con emociones relacionadas, como  los celos, el compromiso, el respeto a la intimidad del otro…  Los alumnos van  haciendo planteamientos de resolución y manejo de situaciones a las que se pueden enfrentar.

LVE-¿Cuál es la actitud de los alumnos?

ESS– En aquellos que han recibido una educación afectivo- sexual en el colegio o en la ESO, se nota mucho  la actitud a la hora de hablar del tema y tratarlo frente a los que no han recibido ningún tipo de curso o programa, pero todos se adaptan enseguida. Es verdad que en este centro estamos arrancando y afianzando.

LVE-¿Qué conclusión final se alcanza?

ESS-Yo creo que la clave es asumir que la sexualidad es algo real, algo que debe de estar en la educación de las personas y que además debe  darse desde etapas muy tempranas. A veces, creemos que solo debemos hablar de estos programas en la adolescencia y no es verdad. En Primaria, hay muchas cosas que manejar y es donde está la base de toda formación, época en la que los niños están viviendo un cambio físico muy potente. Es un momento en el que deberíamos trabajar de una manera muy directa.  Acompañamos a las personas durante su crecimiento personal y ello les supone adquirir habilidades de una manera más ágil que si las tuviese que adquirir él por su cuenta de una manera autónoma. Siempre desde el respeto y el tratamiento rigurosamente profesional y científico. A nosotros no nos corresponde meternos en la moral, opiniones religiosas…

LVE-¿Cómo se imparten estas clases? ¿Sigue siendo un tema tabú?

ESS-Estamos siguiendo  nuestra propia metodología. Como psicólogos, vamos a dar una serie de informaciones, pero la clave es que el foco lo ponemos en el grupo y no en la persona que está dando el curso. De forma interactiva, que sean los alumnos quienes vayan construyendo su propio aprendizaje, de forma diferente en cada grupo. Planteamos preguntas y responde quien quiere, generando filtros para seleccionar la información. Si algo tiene esta sociedad es un bombardeo de información, que a veces puede resultar contradictoria. Por eso, no tiene sentido que demos solo información, sino generar filtros para ver lo que es válido para cada uno. Lo que a veces se habla en un grupo no se toca en otro, porque cada uno nos lleva por un camino diferente, con determinados temas, aunque el arranque haya sido el mismo.

LVE-Usted ha sido responsable desde 1999 del programa “Educación para la sexualidad” para jóvenes, familias, profesorado y sanitarios. ¿Cree que es la mejor forma de educar a la gente sobre estos temas?

ESS-Yo creo que lo ideal sería una educación continuada, no de forma puntual y que abordase no solo determinados años, sino considerando la sexualidad en un sentido global; pero vamos a jugar con la realidad que tenemos. Los jóvenes se desarrollan en un ámbito educativo, con sus amigos y con sus familias. Si podemos trabajar en todos los ámbitos donde cada chico y chica vaya a desarrollar su personalidad, el trabajo será mucho más integral. No solo se trata de trabajar con los chavales, también con sus familias y los tutores para que se vea como un tema más.

LVE-¿En Amaltea solo trabajan con jóvenes en especial?

ESS-Cuando hablamos de educación casi siempre pensamos en niños y en adolescentes y no es verdad; la educación se desarrolla a lo largo de toda la vida del individuo; por lo tanto, nuestros programas de educación abarcan a adultos y a sectores de la tercera edad. La formación debe darse hasta el último momento de la vida.

LVE-Por último, ¿cómo ha sido la experiencia de nuestro instituto?

ESS-Pues la verdad es que ha sido muy agradable; pese a que llevabais varios años haciendo el programa de educación sexual en el centro, ha sido la primera vez que venía de forma directa al instituto. Como responsable del área educativa, me gusta conocer todos los centros, aunque mi agenda a veces no me lo permite. Las  referencias que tenía del Élaios eran muy positivas, pero lo cierto es que se han visto corroboradas, sobre todo en 2º de bachillerato, nivel en los que los chicos y las chicas muestran un gran interés. La verdad es que sus reflexiones eran muy potentes y había alumnos muy concienciados.

En cuanto a 2º de la ESO, en general se considera que hay que entrar a clase con la espada, que son difíciles de tratar. Sin embargo, trabajar con ellos ha sido casi maravilloso. Cada grupo ha mostrado una participación totalmente diferente, con evoluciones diversas. Han sido chavales muy atentos, respetuosos, con una actitud impresionante… Como detalle, por ejemplo, sonaba el timbre del recreo y no se movían, me decían que era recreo y que no pasaba nada. La sensación que tenemos siempre de que los adolescentes son unos batalladores y generan caos, yo no lo creo. Por el contrario, cuando los chavales son adolescentes, si se les dan espacios, se sienten escuchados y piensan que el tema va con ellos, responden muy positivamente. A nivel de profesorado, la acogida ha sido maravillosa; los tutores siempre preguntando por sus grupos y por cómo manejar el tema. Desde el grupo de orientación todo han sido facilidades. En cuanto a la asistencia de padres, nos quedamos impresionados en positivo, plantearon sus dudas y opiniones… La verdad, me voy con muy buen sabor de boca.

LA NOVELA ES UN TROZO DE VIDA Y NO BUSCA UN FINAL por Laura Morales

Ana Alcolea en su discurso tras recoger el Premio Cervantes chico

Ana Alcolea es una escritora zaragozana que estuvo el lunes 27 de febrero del 2017 en el IES Élaios para impartir una charla sobre su libro El Secreto del Galeón, lectura obligatoria para los alumnos de 1ºESO.

La Voz del Elaios -Usted es una conocida escritora con novelas como El medallón perdido, Donde aprenden a volar las gaviotas, El retrato de CarlotaCuentos de la abuela Amalia. ¿Cómo se inspira para crear nuevas historias?

Ana Alcolea- Siempre espero que haya algo que me emocione, me conmueva, me sorprenda… parto de esa emoción y lo convierto siempre en la columna vertebral de la novela y a partir de ahí va generándose una historia. Sin eso que me emocione,  no soy capaz de crear nada.

LVE- En cuanto a sus inicios, ¿cuándo decidió ser escritora?

AA-Pues fue una casualidad trágica a raíz de la muerte de un primo mío. Quise escribir algo que tuviera que ver con él, porque había muerto en un accidente con una avioneta en África y quise y necesité escribir sobre él, que fuera una especie de homenaje a su persona y me sirviera  también para sacar pensamientos y sentimientos míos.

LVE-Se dice que los autores dejan una parte de ellos mismos en sus escritos, ¿Cuánto hay de usted en lo escribe?

AA- Pues todo, yo soy incapaz de escribir una historia que no me crea y que no me emocione. Yo voy dejando cosas mías por los personajes, sus miradas a veces son las mías también… creo que sin eso no existiría la literatura. En ella hay como tres grandes pilares que son las palabras, la imaginación del escritor y la del lector que es fundamental para que exista el libro y la emoción de ambos. Es  algo que está unido y es universal. Ese sentimiento del que hablaba Antonio Machado y que es esencial en una historia.

LVE- Sabemos que le gusta viajar, ¿Cómo afecta eso a sus historias?

AA- Pues mucho también, porque  siempre viajo con un cuadernito en el que voy tomando notas y cosas que se me ocurren, hago dibujos… Muchas de las cosas que apunto luego se han convertido en una historia. La mayoría de mis novelas comienzan con un viaje, porque el viaje en la literatura significa el conocimiento. El conocimiento del mundo y el de uno mismo desde las más antiguas culturas. Por eso,  yo creo que con el viaje estamos más receptivos, vamos absorbiendo como una esponja aquello que vemos.

Por ejemplo, tengo un haiku apuntado que escribí en Lanzarote hace poco, quiero escribir una novela sobre volcanes, porque me emocionó mucho todo aquello, me pareció  absolutamente fascinante y  ahora tengo en mente una novelita sobre volcanes.

 LVE- ¿Tiene algún otro proyecto en marcha?

Ana Alcolea, pregonera de la Feria del Libro de Zaragoza, 2017

AA- Una novela infantil que yo creo que tendrá que ver con volcanes y estoy corrigiendo tres cosas: una novela una para adultos que sale pronto, tengo que corregir la tercera parte de “El Secreto del Galeón” y luego tengo otra que se publicará en Hispanoamérica este año.

LVE- ¿Cuál es el género de libros que más disfruta? ¿Tiene algún escritor o historia favorito?

AA- Yo disfruto mucho la novela, pero también leo mucho sobre la estética del arte. El libro padre, por supuesto, ha sido El Quijote donde hay cosas maravillosas y cualquier libro de Shakespeare y muchos autores europeos de entreguerras en el siglo XX. Autores que me parecen muy interesantes,  y los rusos del siglo XIX, Tolstoi,… Hay tantos escritores que es difícil elegir.

LVE- Para la gente que no ha leído sus libros, ¿cómo los describiría?

AA- Creo que son libros que nacen de las emociones y que intentan llegar al lector y donde está siempre presente la aventura de la vida. Los personajes se enfrentan consigo mismos, no suele haber un personaje malvado. Nuestro enemigo es a veces el miedo, la imposibilidad de poder reconocer muchas cosas… no son novelas muy violentas en general y yo creo que son muy realistas. No buscan un final feliz, con un final abierto,  porque en mi opinión la novela es un trozo de vida y no busca un final condescendiente y amable para el lector. Yo escribo lo que siento que creo que es más honesto.

LVE- Usted ha sido galardonada con premios como El Premio Cervantes Chico en 2016, ¿tiene alguna aspiración como escritora?

AA- Seguir escribiendo, mi aspiración es seguir escribiendo como he estado haciendo ahora y poder seguir dando charlas como hago ahora por toda España y por el extranjero,  aunque no voy a poder estar llevando el ritmo que llevo ahora, es imposible. Por lo menos seguir escribiendo y tener contacto con los lectores,  que me parece muy bonito y fascinante.

LVE- En este instituto ha venido a dar una charla a los alumnos de 1º ESO por el libro “El Secreto del Galeón”, ¿Cómo ha sido su experiencia?

AA- Pues muy bien, la verdad es que ha habido muchas preguntas muy interesantes no solo sobre el libro sino también sobre el hecho de escribir, mis opiniones acerca de la literatura juvenil porque hay gente que critica de alguna manera  esta literatura como que no tiene la calidad suficiente o la misma que la “literatura para adultos”. Yo creo que no es cuestión de edad, sino que hay literatura juvenil, literatura para adultos y literatura muy mala juvenil y muy mala para adultos.

LVE- Por último, ¿cuál es la relación que le une con nuestras profesoras Begoña y Olga?

AA- Fuimos compañeras en la Facultad y me hace mucha ilusión que estén aquí. También con Míguela la profesora de francés… que también era de nuestra promoción. Con Begoña y Olga, pues tuve mucha relación hasta el punto de prepararnos los temas de las oposiciones juntas y Begoña y yo estuvimos en el mismo Tribunal en Madrid para las oposiciones… Así que tenemos muchas experiencias juntas. Me hace mucha ilusión estar aquí, además que es la primera vez en el instituto.