LA NOVELA ES UN TROZO DE VIDA Y NO BUSCA UN FINAL por Laura Morales

Ana Alcolea en su discurso tras recoger el Premio Cervantes chico

Ana Alcolea es una escritora zaragozana que estuvo el lunes 27 de febrero del 2017 en el IES Élaios para impartir una charla sobre su libro El Secreto del Galeón, lectura obligatoria para los alumnos de 1ºESO.

La Voz del Elaios -Usted es una conocida escritora con novelas como El medallón perdido, Donde aprenden a volar las gaviotas, El retrato de CarlotaCuentos de la abuela Amalia. ¿Cómo se inspira para crear nuevas historias?

Ana Alcolea- Siempre espero que haya algo que me emocione, me conmueva, me sorprenda… parto de esa emoción y lo convierto siempre en la columna vertebral de la novela y a partir de ahí va generándose una historia. Sin eso que me emocione,  no soy capaz de crear nada.

LVE- En cuanto a sus inicios, ¿cuándo decidió ser escritora?

AA-Pues fue una casualidad trágica a raíz de la muerte de un primo mío. Quise escribir algo que tuviera que ver con él, porque había muerto en un accidente con una avioneta en África y quise y necesité escribir sobre él, que fuera una especie de homenaje a su persona y me sirviera  también para sacar pensamientos y sentimientos míos.

LVE-Se dice que los autores dejan una parte de ellos mismos en sus escritos, ¿Cuánto hay de usted en lo escribe?

AA- Pues todo, yo soy incapaz de escribir una historia que no me crea y que no me emocione. Yo voy dejando cosas mías por los personajes, sus miradas a veces son las mías también… creo que sin eso no existiría la literatura. En ella hay como tres grandes pilares que son las palabras, la imaginación del escritor y la del lector que es fundamental para que exista el libro y la emoción de ambos. Es  algo que está unido y es universal. Ese sentimiento del que hablaba Antonio Machado y que es esencial en una historia.

LVE- Sabemos que le gusta viajar, ¿Cómo afecta eso a sus historias?

AA- Pues mucho también, porque  siempre viajo con un cuadernito en el que voy tomando notas y cosas que se me ocurren, hago dibujos… Muchas de las cosas que apunto luego se han convertido en una historia. La mayoría de mis novelas comienzan con un viaje, porque el viaje en la literatura significa el conocimiento. El conocimiento del mundo y el de uno mismo desde las más antiguas culturas. Por eso,  yo creo que con el viaje estamos más receptivos, vamos absorbiendo como una esponja aquello que vemos.

Por ejemplo, tengo un haiku apuntado que escribí en Lanzarote hace poco, quiero escribir una novela sobre volcanes, porque me emocionó mucho todo aquello, me pareció  absolutamente fascinante y  ahora tengo en mente una novelita sobre volcanes.

 LVE- ¿Tiene algún otro proyecto en marcha?

Ana Alcolea, pregonera de la Feria del Libro de Zaragoza, 2017

AA- Una novela infantil que yo creo que tendrá que ver con volcanes y estoy corrigiendo tres cosas: una novela una para adultos que sale pronto, tengo que corregir la tercera parte de “El Secreto del Galeón” y luego tengo otra que se publicará en Hispanoamérica este año.

LVE- ¿Cuál es el género de libros que más disfruta? ¿Tiene algún escritor o historia favorito?

AA- Yo disfruto mucho la novela, pero también leo mucho sobre la estética del arte. El libro padre, por supuesto, ha sido El Quijote donde hay cosas maravillosas y cualquier libro de Shakespeare y muchos autores europeos de entreguerras en el siglo XX. Autores que me parecen muy interesantes,  y los rusos del siglo XIX, Tolstoi,… Hay tantos escritores que es difícil elegir.

LVE- Para la gente que no ha leído sus libros, ¿cómo los describiría?

AA- Creo que son libros que nacen de las emociones y que intentan llegar al lector y donde está siempre presente la aventura de la vida. Los personajes se enfrentan consigo mismos, no suele haber un personaje malvado. Nuestro enemigo es a veces el miedo, la imposibilidad de poder reconocer muchas cosas… no son novelas muy violentas en general y yo creo que son muy realistas. No buscan un final feliz, con un final abierto,  porque en mi opinión la novela es un trozo de vida y no busca un final condescendiente y amable para el lector. Yo escribo lo que siento que creo que es más honesto.

LVE- Usted ha sido galardonada con premios como El Premio Cervantes Chico en 2016, ¿tiene alguna aspiración como escritora?

AA- Seguir escribiendo, mi aspiración es seguir escribiendo como he estado haciendo ahora y poder seguir dando charlas como hago ahora por toda España y por el extranjero,  aunque no voy a poder estar llevando el ritmo que llevo ahora, es imposible. Por lo menos seguir escribiendo y tener contacto con los lectores,  que me parece muy bonito y fascinante.

LVE- En este instituto ha venido a dar una charla a los alumnos de 1º ESO por el libro “El Secreto del Galeón”, ¿Cómo ha sido su experiencia?

AA- Pues muy bien, la verdad es que ha habido muchas preguntas muy interesantes no solo sobre el libro sino también sobre el hecho de escribir, mis opiniones acerca de la literatura juvenil porque hay gente que critica de alguna manera  esta literatura como que no tiene la calidad suficiente o la misma que la “literatura para adultos”. Yo creo que no es cuestión de edad, sino que hay literatura juvenil, literatura para adultos y literatura muy mala juvenil y muy mala para adultos.

LVE- Por último, ¿cuál es la relación que le une con nuestras profesoras Begoña y Olga?

AA- Fuimos compañeras en la Facultad y me hace mucha ilusión que estén aquí. También con Míguela la profesora de francés… que también era de nuestra promoción. Con Begoña y Olga, pues tuve mucha relación hasta el punto de prepararnos los temas de las oposiciones juntas y Begoña y yo estuvimos en el mismo Tribunal en Madrid para las oposiciones… Así que tenemos muchas experiencias juntas. Me hace mucha ilusión estar aquí, además que es la primera vez en el instituto.